Sevilla

Vista nocturna de la Torre del Oro y el puente de San Telmo sobre el río Guadalquivir, en Sevilla/ Efe 8 CC BY-SA

Sevilla es una joya arquitectónica, tiene el casco antiguo más grande del mundo, es la sede del flamenco y cuenta con unas fiestas populares (desde la Feria de Abril a la Semana Santa) famosas internacionalmente. Con una lista interminable de monumentos y sitios de interés, lo que de verdad ofrece Sevilla es la oportunidad de perderse y encontrar plazas e iglesias que no aparecen en las guías, así como un clima benigno durante nueve meses del año (o doce para quien soporte bien el calor).Al ser la capital de Andalucía está perfectamente comunicada para hacer excursiones de un día a lugares de interés. Con Cádiz y Jerez a apenas una hora y Córdoba a poco más, se puede cubrir lo más destacado de Andalucía oriental con Sevilla como base. Para playas menos transitadas por turistas y disfrutar del parque natural de Doñana, Huelva está también a un trayecto corto. Por no olvidar los pueblos de la provincia de Sevilla como Écija o las ruinas romanas de Itálica, así como la zona de la sierra.Conducir en España: Debido a la gran cantidad de extranjeros que conducen por el país, si supera el límite de velocidad y le paran las autoridades (normalmente la llamada ‘Guardia Civil’) deberá pagar la multa en el acto y en efectivo si no es ciudadano nacional. Las sanciones pueden rondar los 400 euros, así que lo mejor es respetar las señales (hasta 120 kilómetros por hora en autovía, menos en otro tipo de carreteras).

  • El Tiempo

    El tiempo en Sevilla

    Sevilla tiene un clima muy cálido, y por ello en verano las temperaturas suelen subir de los 40 grados todos los días. A cambio, disfruta de tres estaciones de tiempo muy agradable, con inviernos muy moderados, primaveras y otoños con temperaturas en torno a los 20 grados y pocas precipitaciones. Predicción de temperaturas durante los próximos siete días en la página del Aemet Sevilla.

  • Qué Ver

    Qué ver en Sevilla

    Sevilla es una ciudad que se disfrutan más paseando desde fuera, que entrando a los monumentos, y de hecho muchos de ellos están diseñados a tal efecto, como el caso de la Plaza de España. Al igual que Granada tiene la Alhambra y Córdoba la Mezquita, el monumento estrella de Sevilla también data de la época musulmana de Andalucía: la Giralda. La famosa torre es parte de un conjunto monumental mucho más impresionante, la catedral de Sevilla. Es la catedral gótica más grande del mundo y sin duda la atracción turística más importante de Sevilla, por lo que en ese caso sí es de obligada entrada. Pero la capital andaluza esconde decenas de pequeñas iglesias y santuarios en el centro (también tiene el casco histórico más grande del mundo) y en barrios limítrofes como la famosa Triana.Cruzar el Guadalquivir precisamente por el puente de Triana tras pasar por la Torre del Oro para luego pasear por la calle Betis a la orilla del río es vivir una de las estampas más típicamente sevillanas. Un paseo por la judería junto a la catedral, por la Alameda y por el barrio de la Macarena completan la lista de visitas obligadas.

  • Donde comer

    Restaurantes en Sevilla

    El tapeo en Sevilla tiene fama mundial, y aunque no son las más baratas de Andalucía los precios son bastante económicos y la comida de altísima calidad. Además, al estar situada estratégicamente en un puerto fluvial entre el mar y la montaña, dispone de la combinación perfecta de pescado, presa y verduras de la huerta. El barrio de Triana es el más visitado por los sevillanos para ir de tapas, incluyendo instituciones como el Sol y Sombra, las Golondrinas, el Faro (con uno de los miradores más espectaculares de la ciudad) o la Blanca Paloma. Si se busca algo menos tradicional, encima de las enormes estructuras del Metropol Parasol, en el centro, está el gastro-bar Gastrosol que usa ingredientes frescos del mercado que hay en la plaza de debajo.

  • Donde Salir

    Dónde salir  en Sevilla

    Lo cierto es que en Sevilla no hace falta esperar a la noche para salir. Desde el mediodía, en el centro, la plaza de El Salvador está abarrotada de gente de todas las edades tomando bebidas con aperitivos (nada complicado: patatas fritas o aceitunas) prácticamente todo el año, y después no es poco común encontrar los pubs de los alrededores llenos, sobre todo en festivos y fines de semana. El centro es la zona de marcha, con ambientes de todo tipo y locales más alternativos en la Alfalfa y la Alameda. Por Triana hay gente más madura y más tapeo que copas, pero también hay alguno como Vogart. Y por supuesto, Sevilla es un lugar perfecto para ver espectáculos de flamenco en lugares como La Carbonería, Lo Nuestro o aún más auténtico, en La Anselma.

  • Cómo llegar

    Cómo llegar -aeropuerto de Sevilla

    El Aeropuerto de Sevilla San Pablo tiene vuelos desde varias ciudades europeas y un autobús que llega al centro en poco más de media hora. Eso sí, no funciona las 24 horas así que a ciertas horas de la noche es necesario tomar un taxi o un coche de alquiler (hay varias empresas en la terminal). Llegar en tren a Sevilla es muy sencillo desde prácticamente cualquier parte de España dado a su conexión con Madrid en AVE, que para en la estación principal, la de Santa Justa (algunos trenes también paran en San Bernardo, en la zona de Viapol). La opción más económica sigue siendo el automóvil o el autobús, con la estación de Plaza de Armas junto a la Cartuja y la estación del Prado al lado del Parque de María Luisa.

  • Sitio Oficial

    Información turística

    Oficina de Turismo de SevillaAvenida de la Constitución, 21Sevilla954 78 75 78Más información en la página Visita Sevilla.

[read_petrol_price_file]